• Diversificas tu cartera al repartir tu inversión en múltiples préstamos.
  • Al diversificar, construyes una cartera estable y reduces el riesgo de pérdida de capital.
  • Diversifica tu inversión en diferentes sectores, países y calificaciones de riesgo.

¿Cuál es el riesgo del préstamo a empresas?

Uno de los principales riesgos de los préstamos a empresas es que una empresa en la que has invertido deje de pagar. En caso de impago, es el inversor quien asume el riesgo y puede perder una parte del capital prestado. Incluso entonces, los equipos de Recobro de October siempre tratan de cobrar los pagos atrasados de las empresas a través de un proceso de recobro amistoso o judicial.

¿Por qué diversificar tu cartera?

Tener una cartera diversificada es clave para minimizar el impacto que puede tener un impago en la rentabilidad total de tu cartera. De hecho, el interés que se obtiene en los proyectos al día en sus pagos contrarrestará la pérdida de capital en los proyectos en mora. Es decir, cuanto más diversa sea tu cartera, más estable será tu rentabilidad. Cuanto menos diversa sea tu cartera, más probable será que tu rentabilidad disminuya.
 

¿Cómo diversificar y equilibrar tu cartera?

  • Presta a por lo menos 100 proyectos

Nuestro objetivo no es hacer que prestes más dinero, sino asegurarnos de que distribuyes el riesgo entre muchos proyectos para que un impago no afecte de forma significativa a tu rentabilidad. La cartera ideal debe estar compuesta por al menos 100 préstamos para obtener una TIR estable y positiva. Normalmente, se tarda 6 meses en lograr esto. Sabemos que puede parecer largo, pero se puede ir paso a paso y alcanzar un objetivo intermedio como puede ser prestar a 50 proyectos para alcanzar un nivel medio de diversificación. Por ejemplo, si tu cartera contiene 10 proyectos, un impago reducirá drásticamente tu tasa interna de retorno, pero si tienes 100 proyectos, un impago tendrá un impacto menor en tu rendimiento general.

  • Invierte siempre la misma cantidad de dinero:

Este punto está estrechamente relacionado con el anterior. Equilibrar tu cartera te ayudará a minimizar el impacto de un impago en tu TIR. Siguiendo nuestro ejemplo anterior, imagina que prestas 1.000€ a un proyecto y 20€ a 99 proyectos. En realidad, tu cartera de 100 proyectos está poco diversificada: ya que si el proyecto de 1.000€ no cumple, tu tasa interna de retorno se verá sustancialmente afectada. Por eso es importante prestar siempre la misma cantidad para mitigar el riesgo.

  • Diversifica entre sectores:

Repartir tu inversión entre diferentes sectores no relacionados entre sí te permitirá fortalecer tu cartera. De esta manera, si el crecimiento de un sector se ralentiza, el impacto en tu TIR será menor que si pones todos los huevos en la misma cesta.

  • Internacionaliza tu cartera:

En October, inversores de todo el mundo pueden ayudar a empresas de Francia, España, Italia y Países Bajos a impulsar su crecimiento. Invertir en diferentes países es una forma de gestionar el riesgo en caso de recesión económica, ya que es probable que cada país reaccione de forma diferente. Además, permite a los inversores beneficiarse de oportunidades que no existen en su propio país. 

  • Ten un rango variado de calificaciones: 

El Equipo de Crédito califica los proyectos en base a un modelo de scoring desarrollado en October. La puntuación de crédito varía de A+ a C, de mayor a menor solvencia. Los proyectos B y C presentarían un mayor nivel de riesgo y los proyectos A+ y B+ reflejarían una situación más consolidada. El riesgo y la rentabilidad están altamente correlacionados: cuanto mayor es el riesgo, mayor es la rentabilidad. Dependiendo de tu aversión al riesgo, preferirás proyectos más seguros o más arriesgados. Prestar en proyectos con diferentes calificaciones de riesgo te ayudará a diversificar la cartera y a tener un rendimiento más consistente. 

Sin embargo, hay que entender que un buen nivel de diversificación no garantiza evitar los impagos, sino que reduce el impacto en la rentabilidad. Incluso una buena cantidad de diversificación no puede proteger completamente tu cartera contra el riesgo sistémico. 

¿Cómo se presenta en la cartera?

Para ver si tu cartera está bien diversificada, puedes consultar la sección Diversificación en la pestaña Resumen de tu cartera de préstamos.

El nivel de diversificación de tu cartera, se representa por una escala de 1 a 5. 

El nivel de diversificación de la cartera depende de la exposición máxima al riesgo:

Exposición máxima al riesgo =

Capital pendiente de pago del préstamo de mayor importe /

Saldo vivo de sus préstamos

A partir de tu exposición máxima, establecemos tu nivel de diversificación. Un nivel de diversificación adecuado empieza a partir de 3 estrellas.

Para entender mejor el nivel de diversificación de tu cartera, tienes que tener en cuenta el número de proyectos en los cuales has invertido y la cantidad prestada. 

  • 0 estrella = menos de 10 proyectos con el mismo importe invertido
  • 1 estrella = entre 10 y 20 proyectos con el mismo importe invertido
  • 2 estrellas = entre 20 y 40 proyectos con el mismo importe invertido 
  • 3 estrellas = entre 40 y 80 proyectos con el mismo importe invertido 
  • 4 estrellas = entre 80 y 150 proyectos con el mismo importe invertido
  • 5 estrellas = más de 150 proyectos con el mismo importe invertido
¿Encontró su respuesta?